¿Cómo sacarle provecho a los módems y los decos que no se usan?

0
1368

De acuerdo con un estudio realizado por la Universidad de Naciones Unidas y la Unión Internacional de Telecomunicaciones en 2018, en el mundo se producen anualmente cerca de 49 millones de toneladas de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos electrónica (el equivalente a 4.500 torres Eiffel). En Colombia se generan 130.000 toneladas de basura electrónica al año.

Para los operadores de telecomunicaciones, la recuperación y el reacondicionamiento de los equipos electrónicos es una tarea importante que tiene beneficios ambientales, sociales y económicos.

Para Ana Marina Jiménez, vicepresidente de Asuntos Corporativos de Tigo: “Es muy importante hacer un adecuado manejo y disposición final de estos aparatos, ya que, al ser enviados a un relleno sanitario, por su composición podrían ocasionar un riesgo ambiental al desprenderse elementos tóxicos que contaminen el suelo, las fuentes de agua o el aire”.

En 2018 Tigo recuperó 1.284.299 módems y decodificadores, que equivalen a 263,3 toneladas. De esta cantidad, fueron reacondicionados 1.107.908 equipos que equivalen a 227,1 toneladas lo que representó un 86,3% de porcentaje de aprovechamiento.

Vale destacar que, estos equipos durante su uso normal no representan ningún peligro para el ambiente o para el ser humano. Sin embargo, contienen en su interior diferentes componentes, que si no son manejados y dispuestos de manera correcta, al finalizar su vida útil, pueden llegar a contaminar el suelo, las fuentes de agua y el aire.

La recuperación y reacondicionamiento de los equipos evitó la emisión de 146,6 toneladas de dióxido de carbono (CO2). “El trabajo que realizamos, con el apoyo de la empresa Woden, busca que los usuarios dimensionen que, los residuos eléctricos y electrónicos no deben ser arrojados a la basura orgánica o reciclable y deben recibir un tratamiento diferente a los residuos que habitualmente generamos en nuestro hogar”, explicó Ana Marina Jiménez.

La directiva destacó, además, que, “la empresa Woden emplea a personas con capacidades especiales, lo que implica un impacto positivo tanto en lo ambiental, con la recuperación de los equipos, como en lo social, gracias a la inclusión que se logra”.

Paso a paso para recuperar equipos y contribuir

Cuando un usuario finaliza su vínculo con la Compañía o realiza una renovación en su tecnología, se inicia un proceso de recuperación de equipos, bajo la administración de Woden, donde existen dos opciones:
– Programar una visita para su recolección a través de los canales establecidos:
Agendar su cita para que el equipo especializado los recoja a domicilio.
Comunicarse a la línea 018000 51 84 84 para agendar dicha cita.
Enviar un email a recuperaciontigoune@woden.com.co
– Entregarlos en una tienda del operador.

2. Una vez recolectados estos equipos, se llevan a laboratorios especializados donde se revisan y clasifican como funcionales o no funcionales.
3. Los aparatos funcionales son reacondicionados para que se puedan utilizar en otro hogar.
4. Los aparatos que no son funcionales se les hace una correcta disposición final.
Tigo, actualmente, tiene la certificación ISO 14001:2015 en gestión ambiental, la cual se apalanca con ayuda de 111 voluntarios ambientales que han realizado 2.491 horas de actividades impactando 3.360 empleados y contratistas.